Viviendas bajo 50 m2 representan el 52% de la oferta en la capital

Según un estudio de Colliers International, uno de los factores que incidió en esta cifra es el hecho de que el stock de departamentos en este rango de superficie creció 9,8% al cierre del cuarto trimestre de 2017, siguiendo la línea de la medición anterior.

Las casas y departamentos de menor metraje han fortalecido su posición en el mercado.

Según un estudio de Colliers International, las viviendas bajo 50 m2 siguen aumentando su participación de mercado, alcanzando 52% de oferta.

“En este rango de superficie, el stock de departamentos creció un 9,8% al cierre del cuarto trimestre de 2017, siguiendo la línea de la medición anterior, en la cual ya había aumentado un 6,6%. Esto reforzaría la tendencia de disminución de la superficie promedio de las viviendas en el Gran Santiago”, indica el informe.

A su vez, en relación con el tipo de vivienda, los departamentos siguen liderando tanto en número de proyectos en oferta como en unidades vendidas en el trimestre. Del total de planes residenciales, un 77% corresponde a proyectos en altura, mientras que los de casas representan un 23%.

Indica el informe que el stock disponible de viviendas nuevas en oferta se incrementó en 12%, equivalente a unas 4.000 unidades, debido principalmente a la incorporación de nuevos proyectos de departamentos en los rangos de precios 1.000 a 2.000 UF y 2.000 a 3.000 UF.

Agrega que las unidades comercializables se concentran en los rangos inferiores de precio, donde cerca del 60% de la oferta tiene un valor inferior a 3.000 UF. Por otra parte, las viviendas sobre 20.000 UF representan solo el 1% de la oferta.

En los rangos de menos de 50 m2 y entre 50-70 m2 , el stock de departamentos aumentó en conjunto 11,4%, en comparación con el trimestre anterior y actualmente representan más del 82% del mercado de viviendas en altura.

En el caso de las casas, las unidades pertenecientes al rango de menos de 50 m2 aumentaron su stock disponible de forma considerable, representando este trimestre un 4,4% de la oferta disponible, cuando en trimestres anteriores prácticamente no superaba el 1% del total de stock de casas.

Y al analizar la oferta por comunas, nuevamente la comuna de San Miguel lidera en participación de mercado de acuerdo con oferta, pero disminuyó respecto del trimestre anterior al pasar del 18% a un 16,6%.

Las ventas

Otro aspecto interesante que destaca el estudio es el hecho de que durante el último trimestre, la venta de viviendas nuevas presentó una baja importante respecto del tercer trimestre de 2017, observándose una baja general en todos los rangos de precios, a excepción del rango de 3.000 a 5.000 UF, donde las ventas se mantuvieron. Los rangos con mayores bajas son los rangos superiores, sobre las 15.000 UF, los cuales fueron fuertemente impactados con bajas en las ventas de alrededor del 50%. En términos anuales, la venta estuvo bastante en línea con lo ocurrido durante el año 2016, donde la venta total cayó un 2,3% respecto del año anterior.

Las comunas de San Miguel y Santiago lideran las ventas de departamentos con un 18% y 14% de participación, respectivamente, mientras que en el mercado de casas, Buin, con un 20% de participación, supera nuevamente a Colina, que obtiene un 15%.

Del total de las unidades comercializadas en el Gran Santiago, un 86% corresponde a departamentos y el 14% restante, a casas.

Variación en precios

Indica el estudio de la consultora que el precio por metro cuadrado promedio de las viviendas comercializables nuevas en el Gran Santiago presentó una baja de 2,8%, en comparación con el trimestre anterior, alcanzando un valor de 56,6 UF/m2, principalmente explicado por menores participaciones en la oferta nueva de las comunas con precios de venta mayores, como es Providencia y Las Condes.

En el mercado de departamentos, las comunas de Vitacura y Las Condes lideran el ranking de precios, con 91,7 y 91,1 UF/m2, respectivamente, mientras que en el mercado de casas, Las Condes y La Reina se ubican en las primeras posiciones, con 96,1 y 96,0 UF/m2, respectivamente. Todas las comunas del sector oriente presentaron alzas en los precios promedios de departamentos, a excepción de Vitacura, que presentó una leve disminución, de un 0,7%.

A su vez, el precio promedio de venta de una unidad en el Gran Santiago presentó por cuarto trimestre consecutivo una disminución, al ubicarse en 3.862 UF, lo que estaría directamente relacionado con el aumento de stock de propiedades en los rangos de precios inferiores.

Al analizar estas cifras, Soledad Silva, subgerenta del Área de Estudios de Colliers International, señala “que en cuanto a UF totales, se está viendo una baja en precios de venta producto de que los departamentos y casas vendidas son de superficies menores, en promedio, que trimestres anteriores, por lo que esta disminución de precio promedio de venta no es un reflejo de caídas en precios, por el contrario estos siguen aumentando, pero se están vendiendo viviendas de superficies menores”.

Y para el caso de UF/m2, dice, “se vio una baja también, como resultado de una mayor participación en las ventas de comunas con precios menores, esto, al igual que lo explicado antes, no quiere decir que los precios estén cayendo -por el contrario, los estamos proyectando al alza-, sino que la participación de las ventas cambió hacia comunas con menores precios de venta. En otras palabras, el sector oriente está representando cada vez una menor proporción de las ventas de viviendas nuevas”.

Las proyecciones

¿Cómo se visualiza el año?

Señala el informe de Colliers que “la optimista proyección del PIB para el año 2018, emitida por el Banco Central, sumada al interés de inmobiliarias por adquirir terrenos para desarrollar proyectos residenciales, serían indicios claros para esperar que continúe el alto dinamismo del mercado residencial mostrado hasta ahora, con ingresos de una mayor proporción de proyectos residenciales en altura”.

Y “en cuanto a las ventas, se espera que para el año 2018 se mantengan estables con respecto a lo que fue el año 2017. Hay dos efectos que hay que tener en cuenta respecto de las ventas esperadas, por un lado, este año no debiera impactar el IVA a las viviendas, efecto que produjo un aumento en las ventas durante los años 2015-2016 y en menor medida 2017, dado que el stock restante es poco significativo, por lo que podríamos tener ventas menores al no tener este efecto. Pero por otro lado, las mejores expectativas de la economía podrían dinamizar las ventas al aumentar el poder adquisitivo”.

Fuente: El Mercurio

Lee también

Comportamiento crediticio de mujeres es hasta un 43% mejor que el de hombres

Cifra corresponde al índice de mora por 90 días o más, mientras que en los …