Colores que pueden aportar alegría en tu departamento

Muchas investigaciones psicológicas y neurocientíficas han demostrado que cuando nuestros ojos se conectan con un color, nuestro cerebro libera diferentes sustancias químicas que nos impactan a nivel físico y emocional.

Por ejemplo, estar en una habitación roja aumentará tu ritmo cardíaco y estimulará los químicos asociados con la agresión y la alta energía, mientras que el color amarillo estimula la serotonina (la sustancia química para sentirse bien) en nuestros cerebros.

 

La terapia del color se ha practicado en las profesiones curativas tradicionales durante muchos años, pero más recientemente, los especialistas en marketing y las empresas también han usado el color para modificar el estado de ánimo y la percepción de sus públicos.
No es coincidencia que muchos restaurantes de comida rápida usen el rojo generosamente (que despierta los instintos básicos, como el hambre). Vemos verdes y azules en los estudios de yoga, colores que inducen a la paz y la calma. Y algunas prisiones albergan reclusos agresivos en habitaciones rosadas por sus efectos calmantes y de drenaje de energía.

Una vez que aprendamos un poco acerca de los atributos de cada color, podemos usar esa información para promover la atmósfera que queremos en las diferentes habitaciones de nuestros hogares. Aquí hay algunas ideas.

 

Rojo
El rojo se asocia con alta energía y potencia. Es el color al que nuestros ojos se sienten atraídos primero en una habitación, por lo que un poco puede recorrer un largo camino. Rojo señala coraje, ambición y fuerza. Promueve el estado de alerta y la velocidad, y nos conecta con nuestro ser físico.
El rojo puede ayudar a infundir confianza, ponernos en marcha cuando necesitamos estar activos u orientados a las tareas, y puede ayudar como un estimulante del apetito.
Cuando hay demasiado rojo presente, o si alguien es sensible a los rojos, pueden experimentar sentimientos de irritación, ira u hostilidad. A menudo, el rojo es más adecuado como color complementario para acentuar algunos detalles, en lugar del color primario en la decoración.

Naranjo
Es un color cálido, atractivo y alegre. Invoca sentimientos de sociabilidad, conexión agradable y felicidad. Tiene una presencia emocionalmente fuerte y promueve un comportamiento extrovertido: un color fantástico para usar en espacios de reunión para promover la interacción y la construcción de relaciones .
Como el naranja contiene rojo, también puede ser usado con prudencia y no en exceso. Demasiada naranja (o una naranja que es demasiado brillante o intensa) puede crear sentimientos abrumadores, irritantes o frustrantes.

Amarillo
El amarillo es el color del optimismo, el brillo, la actitud alegre y la claridad mental. Promueve el pensamiento creativo, claro y optimista y la toma de decisiones. El amarillo puede ser útil para aliviar la depresión y fomentar la risa.
Los estudios han demostrado que la sobreexposición a los amarillos, especialmente los amarillos intensos y profundos, puede aumentar la irritabilidad, el llanto, la hiperactividad y puede acortar los ánimos en bebés y niños (así como en adultos).

 

Verde
El verde es un color tremendamente agradable. Tiene muchas cualidades positivas: invoca la renovación, el equilibrio, el refrigerio y la paz, lo que proporciona una influencia tranquilizadora y reduce el estrés. Una excelente manera de traer verde a los espacios de su casa es con plantas de interior o jardines de hierbas.
Si bien no hay un aspecto fuertemente negativos en exceso de verde, puede promover la pereza y la falta de iniciativa si se usa en exceso.

 

Violeta
La violeta es a menudo el color favorito de las adolescentes, estimula las áreas de resolución de problemas en nuestro cerebro y promueve la creatividad, la intuición y la capacidad artística . En diseño, el violeta comunica riqueza y sofisticación.

 

¿Cómo utilizar estos colores en tu casa?

Las partes de la casa en las que necesitamos mayor energía son aquellas que compartimos con la familia, pareja o visitas. Mientras que las habitaciones deben conservar colores más fríos para invitar al relajo.

 

En el comedor:

En esta parte de la casa, recomendamos acentuar los colores de la naturaleza con colores principales como verdes y marrones, colores tonificantes y básicos. Luego agregar acentos de color naranja oscuro, que agregaría calidez, fomenta la conversación y estimula el apetito.

 

Living:

En esta zona, se recomienda usar colores vibrantes de forma secundaria, ya que es un lugar de reposo, pero también de compartir, por lo que complementar colores crema con detalles amarillos o rojos dará energía y equilibrio al lugar.

 

Área de trabajo o estudio:

Los verdes son fantásticos para agregar una sensación refrescante y para mantener la mente enfocada y relajada. También es buena idea ver capas de verdes como el esquema de color principal y marcar la habitación con acentos de violeta. Demasiado púrpura puede ser abrumador, pero pequeños estallidos de color violeta saturado y rico potencian el pensamiento creativo y equilibran una mente excesivamente analítica.

Lee también

Comportamiento crediticio de mujeres es hasta un 43% mejor que el de hombres

Cifra corresponde al índice de mora por 90 días o más, mientras que en los …