¡Capitalizarme en La Segunda! Departamentos, la mejor opción

Las propiedades en altura son altamente demandadas, requieren menos mantención y son más fáciles de administrar.

Santiago, Lima, Miami o Madrid. Más allá del lugar, los departamentos son coinciden los expertos— la propiedad por excelencia para invertir. Razones hay varias. Una de ellas es que se requiere, en general, contar con un monto no tan elevado para comprar, pues pueden ser financiados con crédito hipotecario. Asimismo, son altamente demandados, por lo que se arriendan rápido; requieren menos mantención que una casa y son más fáciles de administrar, tema clave cuando se piensa en invertir en el exterior.

En esta línea, Jaime Ugarte, director ejecutivo de Colliers Intemational, afirma que “tanto quienes desean invertir en una segunda vivienda para disfrutarla durante las vacaciones, o el inversionista que compra para arrendar y obtener una ganancia mensual, prefieren los departamentos, ya que son más fáciles de administrar y mantener”. En efecto, se distinguen dos tipos de inversionistas: quienes invierten su capital en una propiedad, y aquellos con mayor patrimonio que compran varias unidades, que pueden estar separadas o todas en un mismo conjunto, o incluso pueden comprar un edificio completo, lo que se denomina Multifamily.

“Este modelo de negocio ha captado el interés de los chilenos. Es un mercado que recién estamos conociendo con la entrada de los primeros edificios residenciales enfocados en arriendos”, explica Jaime Ugarte. Desde Re/Max Mega, el bróker Oscar Caries, señala que los departamentos tienen la gran ventaja de ser “más fáciles de administrar por algún agente de la zona y requieren menos mantención que las casas”.

Asesoría, la clave

Cómo es el proceso para comprar una propiedad en el extranjero. Francisco Ackermann, gerente comercial y cofundador de Capitalizarme.com, explica que hay agentes inmobiliarios especializados, lo que facilita la transacción.

“El cliente solo debe acercarse y pedir lo que quiere; luego, se busca la propiedad y se hace la presentación. Es muy importante asesorarse en el proceso”, señala. El pago se puede realizar en efectivo o bien solicitar un crédito en el país de destino. En el primer caso, se debe demostrar la procedencia del dinero, mientras que en el segundo, los requisitos dependerán del país, las leyes y el banco en particular de cada uno de esos países.

“La regla general es que el comprador viaje a realizar una visita a la propiedad y a firmar los papeles. Si no es posible, existe la opción de tramitar los documentos con el consulado, pero esto dependerá del país”, añade. Desde Colliers Intemational señalan que “si se tiene una solvencia económica demostrable y buenos antecedentes comerciales es posible comprar una propiedad en Estados Unidos”. Y, antes de hacerlo, aconsejan estudiar “las áreas que más interesan y asesorarse por una empresa de bienes raíces confiable que guíe en el proceso de encontrar la mejor opción disponible de acuerdo con el capital disponible”.

Fuente: La Segunda

Lee también

Comportamiento crediticio de mujeres es hasta un 43% mejor que el de hombres

Cifra corresponde al índice de mora por 90 días o más, mientras que en los …