¿Para qué sirve y qué resguardos debo tener con el compromiso de compraventa?

En primer lugar, una promesa de compraventa en un documento legal en donde el comprador y el vendedor se comprometen a hacer una transacción. En el caso de una propiedad y en general el objetivo es establecer las condiciones y la fecha de realización del contrato final de compraventa. Ahora bien, tal vez te preguntes ¿por qué es necesario hacer la promesa antes del contrato? La respuesta no es muy difícil, se trata acerca del monto o cantidad de dinero que la transacción significa, es un monto grande y por ende hay que asegurarse de que todo esté al día.

La promesa de compraventa es un procedimiento que nos hará ganar tiempo para hacer principalmente dos cosas:

1.-El estudio de título: Parte de la documentación que exige el banco para evaluar el financiamiento de la propiedad. Se hace a través del Registro Conservatorio de Bienes Raíces.

2.-Conseguir financiamiento: Conseguir aprobación de crédito hipotecario a través de una institución financiera.

Como ya sabemos, la promesa de compra venta es un acuerdo mutuo y de carácter legal, por eso es necesario que la persona que redacte este documento esté capacitada y en conocimiento del marco legal que protege al consumidor. Lo ideal sería que la redacción del documento la hiciera un abogado o alguien habilitado en leyes, y también es posible hacerlo a través del bróker experimentado.

¿Qué resguardos debes tener antes de firmar este documento?

-Hacerlo por escritura pública o ante notario, señalando el precio exacto, la fecha de la firma y las condiciones en la que las partes se comprometen a hacer la compra.

-Nunca dejar cheques, ni pagares, ni vale vista como garantía en manos de personas desconocidas. Si te los piden, debes dejarlos en notaria con instrucciones que dejen en claro que no pueden ser cobrados antes de firmar la escritura.

-Jamás dejes de hablar con el comprador o vendedor en este caso. Si bien el trabajo del corredor es mantener a ambas partes en contacto, si deja de hacerlo o evita que se relacionen, esto se considera una mala práctica.

-Por último, si firmas el documento, debes exigir una copia de la aceptación de la otra parte. En ocasiones ocurren malos entendidos debido a falta de información o problemas de redacción. Por ejemplo: Luego de firmar, quiero ocupar la propiedad a fin de mes, pero el vendedor quiere entregarla 20 días después.

 

Lee también

¡Capitalizarme en Infogate! Las mejores ofertas en el 7° Salón Inmobiliario “tu proyecto ideal”

Será la oportunidad para acceder a descuentos y también a información para poder comprar de …