¡Capitalizarme en Publimetro! Pagar el pie en cuotas: la fórmula que hoy permite ser inversionista inmobiliario

Si bien las bajas tasas hipotecarias invitan a comprar, lo cierto es que saber cómo hacerlo es fundamental. Una de las claves más utilizadas por quienes se deciden a invertir en departamentos que luego arrendarán, es pagar el pie en cuotas, en el mismo tiempo en que se demora la entrega del inmueble.

Comprar una primera propiedad es una transacción económica donde influyen diversos factores. Es necesario estudiar y analizar a profundidad las distintas opciones del mercado, teniendo como base tu presupuesto de inversión mensual con el que cuentas, además de las posibilidades financieras adicionales con las que se cuenta, por ejemplo, un crédito hipotecario.

Hoy el escenario es favorable, y las bajas tasas hipotecarias nos invitan a comprar y a convertirnos en un futuro inversionista inmobiliario, un paso que muchos ven con interés, pero que pocos se atreven a dar, al no conocer bien el mercado o sentir que no son candidatos para lograrlo.

¿Cómo lograrlo? Una de las opciones más recomendadas es la de pagar el pie en cuotas, un beneficio al cual es posible acceder hoy y que permite cubrir con tranquilidad ese monto, que a muchos les cuesta ahorrar, pero que hoy es exigido por todo los bancos, ya que no hay ninguna entidad bancaria que esté entregando un 100% de financiamiento.

“El escenario ideal para la compra de un departamento con entrega inmediata es que el comprador tenga disponible en ahorros o subsidio el pago del pie, sin necesidad de endeudarse, ya que si toma un crédito de consumo, adquiere un compromiso de pago mensual adicional al pago del dividendo, que generalmente provoca un sobreendeudamiento de la persona” explica Francisco Ackermann, gerente comercial y co founder de Capitalizarme.

Pie en cuotas

Los expertos de Capitalizarme señalan que otra buena solución es comprar la propiedad en verde, o incluso en blanco; debido a que esto te permite poder ir cancelando mensualmente el pie de la propiedad, sin tener que pagar intereses, y permitiendo cancelar una cuota que terminará en la fecha o unos meses antes de la entrega de la propiedad. Por ende, no se juntará el pago del dividendo  la cuota del pie.

Comprar en blanco o verde, te permite ahorrar dinero en el período de construcción del inmueble. Gran parte de las inmobiliarias permite pagar parte del pie en el numero de cuotas equivalentes al período de tiempo que dura la construcción del proyecto.

Para más información sobre cómo acceder a estos beneficios y acceder a la asesoría necesaria puedes ingresar a  www.capitalizarme.com.

Fuente: Publimetro

Lee también

Cámara de la Construcción propone eliminar IVA a las viviendas de hasta 4.500 UF

La medida, explica el gremio, favorecería a los compradores de grupos vulnerables, emergentes y medios. …