Dividendos hipotecarios registran diferencias de hasta $52 mil al mes

La menor cuota es del Banco Bice, mientras que el monto más alto es del BBVA.
Una moraleja que se repita persistentemente: siempre antes de tomar un crédito hipotecario es necesario cotizar y fijarse en el monto final a pagar, ya que una menor tasa no necesariamente implica un dividendo más barato, debido a los seguros obligatorios y otros gastos que se suman a la cuota mensual.
De acuerdo con cálculos realizados por la Escuela de Ingeniería Comercial de la Universidad San Sebastián, este consejo se hace aún más patente. Para un crédito de 2.250 uf ($55,7 millones) a 20 años, el dividendo más bajo del mercado resultó ser de $341.924 en el Banco Bice, mientras que el más caro llegó a los $394.052 en el Banco BBVA, es decir, la diferencia supera los $52 mil al mes. En el cálculo se contemplaron los seguros de desgravamen e incendio y sismo.

Tasas versus “CAE”

Si bien las tasas pueden marcar una diferencia -la del Bice es de 4,1% y la del BBVA es de 5,5%-, lo más importante al cotizar un crédito es poner atención a la Carga Anual Equivalente (CAE), que es un indicador que permite comparar de mejor manera las ofertas del mercado, ya que revela el costo anual de los préstamos -independiente del plazo total- y considera todos los gastos asociados, entre ellos los seguros obligatorios.
De hecho, de los bancos analizados, el interés más bajo es el que cobra el Santander, con un 4,01% (ver tabla). Sin embargo, el dividendo final es $1.729 mayor que el crédito más barato del Bice, que tiene una tasa de 4,1%.
dividendos
Por esta razón, una de las reglas de oro para comparar los créditos es que siempre para un mismo plazo y monto, el que registre el menor CAE será necesariamente el préstamo más barato. Y las diferencias no son menores: según la USS, la brecha detectada en el estudio fue de 41% entre el crédito más barato y el más caro.

Hasta $5 millones más caro

De acuerdo con el estudio, una persona puede terminar pagando casi 5 millones más por un préstamo de las mismas características.
“Habitualmente escuchamos que al momento de cotizar un crédito debemos poner especial atención en la tasa de interés. Pero existen más factores que influyen en el costo total de un crédito como el plazo, los seguros y otros costos asociados, como gastos notariales. Por ello, es más adecuado fijarse en el CAE, pues incorpora todas las variables y da cuenta de la cuota que se deberá pagar mes a mes”, explica María Paz Soto, docente de la USS.
41% de diferencia se detectó entre el CAE del crédito más barato y el más caro.
Fuente: La Segunda

Lee también

¿Como Nacieron los Brokers Inmobiliarios?

Gabriel Cid, CEO y Fundador de Capitalizarme.com, nos narra como se origino en Chile el …