Inmobiliarias acumulan 34 mil reclamos al Sernac desde 2010: 66% por ejecución de contratos

En 2016 el Sernac recibió 4.946 reclamos en contra de las inmobiliarias, cifra menor a los 5.205 que se presentaron en 2015. Desde el organismo advierten que más del 62% de los casos tienen respuesta desfavorable por parte de las empresas.

Más de 34.290 reclamos en contra de inmobiliarias y empresas constructoras ha recibido el Servicio Nacional del Consumidor (Sernac) en los últimos siete años, siendo uno de los sectores con más quejas por parte de los consumidores. ¿La razón? Problemas con la ejecución de los contratos, la calidad de las viviendas o retrasos en la entrega.

Durante el año pasado, según información obtenida por PULSO a través de la Ley de Transparencia, el Sernac recibió 4.946 reclamos presentados por los nuevos propietarios. Si bien la cifra es menor si se compara con 2015, cuando se recibieron 5.205 quejas, es un tema que preocupa en la industria. Y es que si en 2016 las ventas de viviendas nuevas bajaron fuertemente, un 38% respecto a 2015, no así el número de reclamos que sólo disminuyó un 5%.

Los principales problemas que enfrentan los clientes tienen relación con la ejecución de contratos, es decir, que las condiciones suscritas en el contrato no se condicen con el producto final entregado por la empresa, siendo esta la causa que agrupa el 63% de los reclamos recibidos en 2016, 3.137 en total, tendencia que se repite en años anteriores. Y es que si se analizan los reclamos presentados desde 2010, el 66% tiene relación a este ítem.

Deficiencias en el servicio técnico o reparación de las viviendas es el segundo motivo de los casos. Esta causa concentra el 18% de las quejas presentadas, alcanzando un total de 1.192 en 2016. Un tercer problema que enfrentan los clientes, aunque en menor medida, tiene relación con la información y publicidad de las compras, que agrupa el 5% de los reclamos, con un total de 242 quejas.

Por empresa

Inmobiliaria Aconcagua es quien concentró la mayor cantidad de reclamos el año pasado. Y es que el Sernac durante 2016 recibió 450 quejas relacionadas directamente a esta compañía o a alguno de los proyectos de viviendas que construye con otras sociedades.

Fuentes cercanas a la firma comentan que hoy Inmobiliaria Aconcagua cuenta con un stock de 34.300 viviendas con garantía vigente y que el número el reclamos recibidos durante el año pasado corresponde al 1,3% de ese total.

Le sigue Constructora Santa Beatriz, que acumuló en 2016 cerca 200 reclamos; Galilea S.A. con 199; Socovesa Sur con 154, Maestra Inmobiliaria con 122; Paz Corp con 123; Socovesa Santiago con 68; Inmobiliaria RVC-Vical Gestión Inmobiliaria con 64, al igual que Empresas Armas, y Constructora Independencia con 62.

Entre enero y marzo de este año, en tanto, el Sernac ha recibido 869 reclamos en contra de empresas inmobiliarias. Al igual que en años anteriores, el principal motivo de los casos, un 68% es por problemas con la ejecución de los contratos. La mayor cantidad de los reclamos presentados este 2017 los concentra, igualmente, Inmobiliaria Aconcagua, le sigue Galilea y Constructora Santa Beatriz.

Acciones contra las empresas

En marzo de este año, el Sernac presentó una demanda colectiva en contra de la empresa San Sebastián Inmobiliaria, tras detectar en el contrato de compraventa y el contrato de arrendamiento con promesa de compraventa, una serie de cláusulas abusivas, entre las que obligaba al consumidor a contratar seguros no autorizados por ley y cláusulas donde la compañía se eximía de responsabilidad en caso de problemas que afecten al consumidor.

Ese mismo mes, inició una mediación colectiva con la constructora Pacal, con el objetivo de que la empresa modifique y ajuste las cláusulas contenidas en sus contratos de adhesión que Sernac estimó de abusivas. Lo anterior, tras detectar cláusulas que no se ajustarían a lo establecido en la Ley de Protección a los Consumidores.

Estas acciones se suman a la mediación colectiva que el organismo inició en febrero de este año con Inmobiliaria Paz, acusada de cláusulas abusivas en el contrato de reserva de compra de inmuebles, en el contrato de promesa de compraventa y en el contrato de compraventa. La acción se produjo luego que el Sernac analizara los documentos y detectara eventuales infracciones a la Ley de Protección del Consumidor, particularmente, al derecho a una información veraz y oportuna, y a las características relevantes del inmueble ofrecido.

Durante el año pasado, el Sernac inició cuatro juicios colectivos. Se trata de las demandas contra las inmobiliarias Galilea y Familiar, y dos contra Santa Beatriz. En total, el Servicio está tramitando nueve juicios colectivos contra inmobiliarias.

Desde el organismo alertan que el principal problema del mercado inmobiliario es la alta tasa de respuesta desfavorable que entregan las empresas hacia los consumidores. Y es que durante 2016, sumando los casos que no son acogidos y aquellos que no son respondidos, totalizan un 62%, muy por sobre la media del resto de los mercados, que alcanza en promedio un 42% de respuesta desfavorable. De hecho, este año sólo fueron acogidos un 38% de los casos.

Fuente: Pulso

Lee también

Departamentos nuevos en Santiago reducen su tamaño un 18% en la última década

Estudios demuestran que las nuevas unidades de departamentos disminuyeron casi 12 m2 de superficie. Expertos …