Nuevas Tendencias Para Decorar el Nuevo Hogar

¿Fresco y moderno?, ¿Clásico y atemporal?. Existen diversos estilos para decorar los ambientes interiores, y esta temporada la especialista de Lo Campino nos propone ciertas pautas que nos ayudarán a potencian los espacios, recurriendo al uso de los colores y a la revaloración y reutilización de algunos elementos.

Llega la primavera y con ella aumentan los cambios. Algunos están en proceso de comprar su casa propia y hay muchas expectativas para lograr que todo salga perfecto. Pero para iniciar cualquier proyecto de decoración o renovación, lo mejor es tomarse su tiempo y revisar cuáles son las tendencias que más se ajustan a nuestra forma de vida.
La flexibilidad de los espacios de las nuevas viviendas nos permite un sinfín de alternativas, pero es necesario poner especial atención a los colores, los materiales  y el diseño del mobiliario, para lograr el efecto deseado en nuestros espacios interiores.
Lo primero es el color. Lo recomendable es trabajar con la neutralidad de los ambientes, y sobre eso incorporar detalles  de colores fuertes, que permitan dar contraste, frescura y continuidad a la vez, lo que no ocurriría si usamos toda la paleta de colores, corriendo el riesgo de saturar los espacios.
Otra alternativa es recurrir al estilo clásico atemporal, que juega con los tonos blancos, grises, beige y negros dando un aspecto actual. Se pueden sumar buenas reproducciones y elementos rústicos aportados por artesanos locales.
Las tendencias europeas también nos invitan a la revalorización de lo natural, con toques de sostenibilidad, reutilizando elementos nobles, como cuero, pieles, piedra, fierro y los oxidados, en fusión con colores neutros. Las maderas nativas también vuelven en gloria y majestad. Este elemento se ha incorporado a la ciudad, dejando de estar sólo reservada para las casas de campo o de  playa. Si bien antes solo se valorizaba la encina y el coihue, ahora además se usa la lenga, y todas las variedades de maderas del sur de nuestro país. Una alternativa para conseguir muebles de madera de gran calidad, bellamente restaurados, es el Barrio Italia en Providencia, que se ha convertido en un polo para los aficionados a la decoración.
Otro ejemplo de esta tendencia es que cada día se ve menos alfombra en las viviendas modernas, ganando mayor protagonismo los pisos, en madera o piedra natural, o fotolaminados y cerámicas que replican a la perfección estos materiales nobles, incluso mármoles. En consecuencia, la gente pareciera querer mostrar más sus pisos. Pero sigue habiendo espacio para las alfombras antiguas, caucasianas, punto grueso plano, o con dibujos de figuras.
Sin embargo, también hay espacio para otros estilos. Espacios creativos, con muebles modernos, mezclados con elementos vintage o con toques coloridos lucen muy bien. Un giño especial es incluir antigüedades compradas o heredadas, porque están más vigentes que nunca, en muebles, adornos, platos y copas, porque aunque pasa el tiempo, siempre se mantiene el aprecio por las cosas buenas.
Fuente: zoominmobiliario.com

Lee también

Nueva solución del mercado inmobiliario: visitas virtuales

Visitas virtuales, recorridos 3D y otras soluciones tecnológicas comienzan a visualizarse en las plataformas de …